sábado, marzo 30, 2013

De Vuelta al Aula de 1972

DE VUELTA AL AULA DE 1972

Promoción “Alicia Rodríguez de Alegre” - Año 1972 
Escuela Nº 89007 Urbanización 21 de Abril Zona B
Chimbote-Perú
Cuando la película de mi niñez rueda en mi mente, las imágenes de mil novecientos setenta y dos acuden con desmesurada nitidez. La trama, los personajes y la música de aquel año perduran inmunes al olvido, como protegidos en una sección blindada de mi memoria.
Yo era entonces un chiquillo fanático del José Gálvez de Chimbote, el equipo de futbol más popular de mi tierra. Aquella temporada nuestro equipo jugó la mejor campaña de su historia. Y domingo a domingo disfruté del almíbar de sus triunfos y glorias.
¡Y qué decir de la música! Me encantó el género romántico, canciones como Un Beso y una Flor de Nino Bravo, Soy Rebelde de Jeanette, y Amor por ti de Buddy Richard se quedaron conmigo para siempre. 
Pero hubo algo más que hizo de mil novecientos setenta y dos un año tan especial: por primera vez estudié con chicas en un aula mixta.
Escuela Nº 3151 Aula del 1º Grado en 1967. Esta 
clase  terminó la  primaria  en 1972 y formó parte 
de la Promoción “Alicia Rodríguez de Alegre” 
En 1967 había iniciado mis estudios primarios en la Escuela de Varones Nº 3151 del Barrio San Isidro, cuyo director era don Felipe González Olivera. En este centro educativo estudié sólo hasta el Quinto Grado porque funcionó únicamente hasta 1971. Entre tanto, en la Urbanización 21 de Abril “B” funcionaba la Escuela de Mujeres Nº 3297-A bajo la dirección de doña Blanca Cueva Vidal de Inostroza. 
Previo al inicio del año escolar de 1972, ambas escuelas se fusionaron dando lugar al Centro Educativo Mixto Nº 89007 a cargo de don Julián Alberto Gómez Olivera. Nuevos ambientes se adicionaron a la preexistente escuela de mujeres ya citada. Y es aquí donde llegué con mis once años de edad para estudiar el sexto grado de primaria. 
Compartir un aula mixta fue una experiencia inédita. Tan solo el verano anterior mi mundo y el de mis amigos había sido jugar a las bolitas y al trompo, y de pronto en abril, al correrse la cortina del año escolar, descubrimos que nada en este mundo era más importante que la sonrisa, la amistad, y la altura de la falda de una chica. 
Treinta y dos varones y quince muchachas organizados en tres filas de carpetas dobles componían mi nueva aula. Contra la pared del lado de la puerta se sentaban las chicas, hacia la pared de las ventanas la mitad de los varones, y en el centro la otra mitad. Yo me sentaba con Guillermo Quezada en la segunda carpeta de la fila central, detrás de Armando Crovetto y Rolando Quito. El profesor fue don Rómulo Salazar Silva a quien, a sus espaldas, llamábamos “Bigote”.
Prof. Alicia Rodríguez de Alegre 
15 Abril 1941 - 24 Diciembre 1971
(Foto: Cortesía de Ángel Alegre Alegre)
A inicios del año escolar se eligió el nombre para nuestra promoción. Yo propuse “José Gálvez” y otro alumno sugirió “José María Arguedas”. Tras la votación ganó este último por un pelito. A sugerencia del profesor, días después, se asignó el nombre de “Alicia Rodríguez de Alegre”, en homenaje a una profesora de mi antigua escuela quien había fallecido en un accidente de carretera en la víspera de la última navidad. 
La única “experiencia sentimental” que yo traje al aula mixta de 1972, se redujo a lo siguiente:
El año anterior, al dirigirme cada mañana a la escuelita de San Isidro, en sentido contrario caminaba Gladys Vargas, una de las chicas más bonitas del barrio. Ella estudiaba en la Escuela de Mujeres Nº 3107 de doña Ubínica Quiñones, y solía acompañarse por su amiga Teodolinda Rubio. Yo caminaba para el lado del sardinel y ellas para el lado de las casas. Al cruzarnos en la cuadra catorce de la avenida Aviación, Teodolinda empujaba a Gladys contra mí y seguían su camino riendo a carcajadas, yo continuaba el mío envuelto en una brisa de rubor y júbilo... Y nunca nos dijimos “Hola”.
1971 Alumna Neri Díaz Moreno da la bienvenida
al  Ministro  de  Educación,  Gen. Alfredo Carpio 
Becerra  (Foto:  Cortesía  de  Neri Díaz Moreno)
En cuanto a lo académico diré que antes del sexto grado me había “acostumbrado” a obtener el diploma de honor de mi clase pero en 1972 no logré tal distinción. Merecidamente fue otorgada a dos varones y dos mujeres: Dionicio Ledesma, uno de los mayores del salón y también el más brillante alcanzó el primer puesto, y Artemio Milla el segundo lugar. En cuanto a las mujeres, los diplomas fueron a las manos de dos chicas bonitas e inteligentes: Eudosia Ventura y Neri Díaz.
La elección de la Reina de la Primavera de aquel año fue un gran evento. Cada salón presentaba una candidata, y la corona recaía en quien vendía mas “votos”. Una jovencita guapa de nombre Martha Obeso representó a mi aula y ganó la elección. Debo confesar que yo apoyé a la candidata del quinto grado, una chica que había cambiado de escuela... y era la misma que el año anterior jugaba a las empujaditas conmigo en la cuadra catorce de avenida Aviación.
Nuestro viaje de promoción fue un emocionante paseo a la Fortaleza de Paramonga, ubicada al pie de la carretera Panamericana al norte de la ciudad de Lima. Recorrimos la fortaleza, almorzamos a la vera del río, visitamos las fábricas de papel y azúcar, conocimos los alrededores y regresamos a Chimbote ese mismo día en horas de la noche.
Armando Crovetto fue el alumno más popular del aula. Era travieso, conversador y agradable. Nos representó en el concurso interescolar Festicanto que anualmente tenía lugar en el Coliseo Paúl Harris, y ganó uno de los primeros puestos con la canción Muchacho Muñeco. Ethil Alegría, igualmente, disfrutaba de una enorme simpatía. Era una chica bellísima, amigable e irradiaba una sana coquetería. Tenía catorce años de edad y la veíamos como la ecuación perfecta entre la belleza y el desenfado.
Eduardo, 1972
Aquella aula de paredes prefabricadas, techo de canalones y amplias ventanas anidó algunos amores platónicos. A Arcadio le gustó Martha, a Ethil, Armando, a Noel, Neri. A mí me gustó Ana Villanueva, una chica del quinto grado quien pudo haber sido mi primera enamorada, pero éramos tan tímidos que muchas veces tuvimos que conversar a través de su amiga Erlisa Bazán. Un viernes Erlisa me dijo que Ana quería ir conmigo a la matinal del día siguiente, en mi turbación acepté pero camino a casa recordé que los sábados tenía que ir a trabajar al taller de mi padre. Regresé corriendo para cancelar la cita... Y eso fue lo más parecido al amor que en ese año me aconteció. 
A través de este relato he vuelto otra vez al aula de 1972. He visto al Profe “Bigote” con su tiza blanca frente a la pizarra negra. Los hermanos Ledesma sentados en la última carpeta de mi fila escuchan con atención. A un costado de ellos “La Chimango” Laura cuchichea con Rita “La Caimana”. Delante de ellas una alumna no deja de mirarme. Yo miro furtivamente a las chicas de la primeras carpetas. La bella Ethil captura mi mirada, me hace un guiño, y envía un beso volado.
Post Data: He lanzado al aire una cometa. El ovillo tiene suficiente pita como para dar la vuelta al mundo. Vuela en busca de los Chibolos del ’72. Y lleva inscrito este mensaje: “¿Qué tal si un día nos volvemos a encontrar?”.
New Hampshire, USA
Marzo, 2013

NOTA:
Si deseas dejar un comentario ten en cuenta lo siguiente: debajo del recuadro para los comentarios aparece una opción que dice “comentar como”. Acá sólo debes seleccionar la opción que dice “nombre” y en este recuadro escribe tu nombre (Deja el recuadro URL en blanco) Si todo esto te parece muy complicado, entonces escribe tu comentario en un e-mail y envíalo a: edquevedo@yahoo.com

Los comentarios van primero al Editor, antes de ser publicados.

Relación completa de los alumnos de la promoción:

VARONES:
  1. Albrichet García, Raúl Johnny
  2. Álvarez Alva, Segundo César
  3. Carranza Espinoza, Juan Heranio
  4. Carranza Murga, Esli Ademar
  5. Clavijo Huaraz, César Humberto
  6. Coronel Castañeda, Tomás Edinson
  7. Crovetto Laveriano, Armando Manuel
  8. Cruz Reyes, Aureliano Reynaldo
  9. Del Río Vásquez, César Segundo (+)
  10. Durán Cáceres, Oscar Leopoldo
  11. García Vásquez, Lino Rafael
  12. Herrera Melendez, Henry Enrique
  13. Jugo Valderrama, Rolando
  14. Laureano Cornelio, Elmer Alberto
  15. Ledezma Cerna, Ignacio Dionicio
  16. Ledezma Cerna, Paul Rufino
  17. Lucero Bueno, Germán Domingo (+)
  18. Meza Matos, Eufelio Guzmán
  19. Milla Flores, Artemio Beltrán 
  20. Milla Príncipe, Francisco Esteban
  21. Oncoy Palma, Rigoberto Victoriano
  22. Palacios Baltodano, Noel Zacarías
  23. Pinedo Borjas, Lupicinio Luis
  24. Pisfil Reque, Hugo Nazareno
  25. Quevedo Serrano, Eduardo
  26. Quezada Tapia, Guillermo Eleuterio
  27. Quito Rodríguez, Hugo Rolando
  28. Rivas Casusol, Luis Andrés
  29. Rodríguez Cabrera, Julio Víctor
  30. Rospigliosi García, Raúl Andrés
  31. Villanueva Díaz, Juan Arcadio
  32. Zavaleta Laverian, Santiago Jorge
MUJERES:
  1. Alegría Santillana, Ethil Elizabeth
  2. Asmat Ramírez, Ana Beatriz
  3. Camacho Quezada, Elena
  4. Castillo Pajuelo, María Teonila (+)
  5. Díaz Moreno, Neri Teresa
  6. García Angulo, Rubi Concepción
  7. Gonzáles Araujo, Julia Violeta
  8. Gonzáles Araujo, Rita Fotunata (+)
  9. Mantilla Ágreda, Rosa Epifania
  10. Melgarejo Castillo, Laura
  11. Obeso Boado, Martha Haydeé
  12. Quezada Carbajal, Melchora
  13. Ruíz Chávez, María Teresa
  14. Torres Verde, Carmen Antonia
  15. Ventura Jara, Eudosia Primitiva
Plana Docente de la Escuela en 1972:  

Julián Alberto Gómez Olivera (Director)
Rómulo Baltazar Salazar Silva 
Segundo Fermín Orbegozo Luján
Eva Carbajal Mantilla de García
Imelda Castañeda de Carranza
Nelly Krug Flores 
Ángel Augusto Alegre Alegre 
César Abelardo Alegre Escudero 
Miguelina Natividad Alva 
Elcira Giraldo Guzmán
Consuelo Dina Gutiérrez Cruz
Irene Naucapoma

54 comentarios:

  1. Estimado Ed:
    Brillante testimonio personal, donde abres tu alma a tus privilegiados lectores, ese tránsito por una importante etapa de tu vida, nos traslada a un lugar lleno de reminiscencias amenizadas con admiraciones y con "romances" donde una mirada o un acercamiento significaban mas que una extensa declaración de amor.
    Brindo por aquel niño de memoria prodigiosa, celebro tu reconocimiento a quienes ilustraron y a quienes acompañaron esa etapa de tu biografía, me felicito que pese al tiempo transcurrido, hay siempre espacios para la evocación oportuna; junto a tu excelsa pluma, viaja tu amplia generosidad.
    Un gran abrazo y a continuar con las Confesiones...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Ro, aprecio tus palabras. Un buen y merecido fin de semana para ti y familia. Saludos para las amistades!
      Ed

      Eliminar
  2. MARCO ANTONIO ARROYO BENITES30 de marzo de 2013, 10:53

    Mi querido amigo Eduardo, ME ENCANTÓ TU RELATO, sé que le encantará aún más a “Los Chibolos del 72” los cuales un día se reunirán otra vez gracias a ti. Y serán felices una vez más recordando su chiquititud.

    No puedo dejar pasar esto: “descubrimos que nada en este mundo era más importante que la sonrisa, la amistad, y la altura de la falda de una chica”. Debo decirte, coquetón “entre el rubor y el júbilo”.

    Lindos recuerdos que ya los grabaste para siempre. Que gran tesón el tuyo. Mi admiración para ti.
    Tu amigo Marco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Marquito, veo que tienes un particular gusto por algunas de mis frases Jejeje... Mientras yo más me ruborizo en decirlas, tú más las disfrutas Jejeje...!!
      Junto a mi gratitud, un abrazo grande para ti.
      Eduardo

      Eliminar
  3. The Wonder Years extraordinario relato Eduardo Quevedo Serrano, felicitaciones un abrazo.
    Juan Bazán

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Juancito. Renovados éxitos en tu vida personal y profesional!
      Eduardo

      Eliminar
  4. LINDO RELATO....UNA VERDADERA SUERTE PARA LOS AMIGOS DE TU PROMO EL HABER TENIDO UN ESCRITOR CON TU MEMORIA Y TU PLUMA....A MI ME HUBIERA GUSTADO TENER UNO EN MI PROMO.....ASI TODO QUEDA ESCRITO PARA LA HISTORIA DE LOS HIJOS Y LOS HIJOS DE NUESTROS HIJOS AMEN¡¡¡¡¡
    Techy Trujillo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Techy. Bienvenida a Confesiones a un Árbol. Siéntete en libertad de navegar dentro del Blog. Te recomiendo los artículos "Mi Amigo Marco" y "Mi Amigo Bernardo".
      Abrazos,
      Eduardo

      Eliminar
  5. HOLA AMIGO; ES BELLO RECORDAR Y DE LA MANERA EN QUE TU LO HACES MEJOR AUN, DESCRIBIENDO CADA DETALLE CASI ME HICISTE LLORAR YA QUE RECORDE MOMENTOS QUE LOS OLVIDE POR TODO ESTE TIEMPO, PERO NO SABIA LO DE NERI, JAJAJAJA, PERO BUENO AL FINAL SERIA MUY BUENA LA IDEA DE PODERNOS ENCONTRAR ALGUN DIA, SERIA MARAVILLOSO, POR LO MENOS YA PROBE UN POCO DE ESE ENCUENTRO Y FUE MUY BONITO ,,,TE IMAGINAS TODOS JUNTOS DE NUEVO COMO EN EL 72?.
    UN ABRAZO
    TU PATA CHACA.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi querido Chaca, eres el primer Chibolo del '72 que me escribe en este Sábado de Gloria. Ojalá que la Semana Santa haga milagros y otros Chibolos del '72 se sumen a este proyecto.
      Abrazos,
      Tu amigo de toda la vida: Chato

      Eliminar
  6. Muchas gracias Eduardo por publicar estos relatos muy lindos, me hicistes recordar a mi profesora Imelda Castañeda como tambien me vino muchos recuerdos que cuando hacian una actuacion en el colegio cantaba nuestro amigo Armando Crovetto, me gustaba oirlo cantar.
    Walter Dongo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Walter, recuerdo mucho a la Profesora Imelda Castañeda de Carranza. Era una mujer atractiva, alta y de una fuerte personalidad. Fue una de las primeras mujeres que vi manejar un auto durante mi niñez. Actualmente vive en Chiclayo. En cuanto a Armando te digo que hasta la fecha me mantengo en contacto con él.
      Un abrazo hermano!
      Eduardo

      Eliminar
  7. Como siempre, muy bonita ésta historia querido Eduardo. Muchas veces leer estos relatos de tu niñez me emocionan y algunas lágrimas corren como ahora por mis mejillas porque recordamos que en nuestras vidas mayormente todo era trabajo, trabajo y estudio, estudio.

    Como cuando narras que quisiste ir a una matinal con aquella amiguita de escuela Ana Villanueva que pudo haber sido la realidad de tu sueño platónico, de esa época y que no se pudo, por que tenías que trabajar en el taller de nuestro padre, como cada sábado. Realmente una pena. Que tristeza, dejar flotar en el aire un sentimiento que pudo marcarte y todo por la obediencia y respeto al padre. Pero asi es la vida y es linda la vida; asi que ahora, otras ya son la épocas y etapas y ADELANTE a seguir recordando y brindarnos historias tan bellas como esta, que nos dejan pensando como has dejado seguramente a alguno que te lee de acuerdo a la lista adjunta del resto de alumnos de promoción. Un sincero abrazo.
    Te quiero mucho.
    NellyQS

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ... y tú ya me vas a hacer llorar a mi Jajaja...!! Un abrazo querida hermana.
      Te quiere,
      Eduardo

      Eliminar
  8. QUEDE IMNOTIZADA CON TU RELATO, QUE TAL MEMORIA Y QUE DETALLES DE TODO Y CUANTO PASO EN EL 1972....ME ENCANTO!...QUIEN NO RECUERDA EL PRIMER AÑO MIXTO,..LAS MIRADAS, LAS SONRISAS, LAS EMOCIONES CUANDO LA PERSONA QUE TE HABLABA TE GUSTABA, UFFF ME HICISTE RECORDAR LINDOS MOMENTOS QUERIDO EDUARDO, GRACIAS POR COMPARTIR LAS EPOCA ESCOLAR.
    UN ABRAZO
    GLADYS

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hey Gladys, ¡caramba! muchas, pero muchas gracias por tus lindas palabras. Bendiciones en tu hogar!
      Eduardo

      Eliminar
  9. JUAN JULIO DÍAZ ESPINOZA30 de marzo de 2013, 15:03

    MI QUERIDO AMIGO Y COMPAÑERO: ME FASCINAN LAS EMOCIONES, POR ELLO TE OFREZCO UN JUEGO TEATRAL QUE DRAMATICE TU RELATO. LO PODRIAN REPRESENTAR SUS HIJOS MENORES. SIEMPRE A TUS ORDENES.
    JUAN JULIO

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado Juan Julio, bienvenido a Confesiones a un Árbol. Muchas gracias por la iniciativa, todo lo que vaya en beneficio del arte y la cultura será siempre bienvenido!
      Un abrazo grande,
      Eduardo

      Eliminar
  10. Segundo Sánchez Sánchez30 de marzo de 2013, 15:18

    Estimado Eduardo: ambientes conocidos y personajes familiares giran en torno a tu relato. La, ahora, Institución Educativa 89007, más conocida como "el Gómez", justamente en homenaje a quien fuera su director por muchos años, forma parte de la historia de esta zona de Chimbote. Allí estudiaron mis hijos. Pero mi familiaridad va más allá o mejor dicho retrocede en el tiempo dos años, cuando después del terremoto una de sus aulas -para ser más preciso lo que quedaba de ella- servía para jugar fulbito dos a dos. Y su enorme patio era nuestro campo de minifútbol el que, por años, hemos compartido con toda la muchachada del 21 de Abril.

    Amigos como Armando Crovetto y Rolando Quito, además de los que figuran en la lista de tu promoción, son bastante cercanos al suscrito. También hay un paralelo en el año: ambos abandonábamos las aulas escolares. Tú la de primaria y yo la del histórico San Pedro. Ni qué decir de las escuelas que mencionas, familiares porque -a pesar de no haber estudiado en ninguna de ellas- forman parte de mi conocimiento por haber residido en esta zona, cuadra 18 Avenida Aviación.

    Recordar es volver a vivir y tú siempre estás en vida recreando estas historias, que forman parte de las experiencias acumuladas en tus años de vida. Nuevamente, mi estimado Eduardo, felicitarte por tan maravilloso relato, por esa mirada al ayer y a los que formaron parte de esa experiencia inolvidable que es la educación primaria. Y, como siempre -y debo valorar esto bastante- tener presente a quienes formaron parte del proceso de aprendizaje de los primeros años de nuestra educación: nuestros profesores.

    Saludos hermano desde la aún calurosa Lima

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Papi, tienes razón: en 1972 yo terminaba la primaria y tú terminabas la secundaria junto a mi hermano mayor Roger (Coco) en la GUE San Pedro.

      Indudablemente que las escuelas primarias de nuestro barrio (y alrededores) son referentes esenciales, tanto de nuestro propio desarrollo, como en el de nuestra comunidad. Te agradezco bastante por mantenerte cerca de Confesiones a un Àrbol.

      Un abrazo grande para ti,
      Eduardo

      Eliminar
  11. Lindos y emotivos recuerdos que pasaron por tu vida hermano Eduardo, y que memoria la tuya siempre te admire por ese grande y enorme grado de capacidad e inteligencia que siempre tuviste y aun tienes para escribir tus historias... historias lindas de amor, de inocencia que existio antes en nuestras epocas...grandes recuerdos, grandes historias y grande el escritor...Suerte Hermano mio y que Dios te Bendiga en todo.
    MARY DE ALEMANIA

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Mary, gracias por tus palabras. Bendiciones en tu hogar. Espero que el frío se esté acabando en Alemania, y que la primavera ya empiece a mostrarse.
      Te quiere,
      Eduardo

      Eliminar
  12. Estimado Amigo Eduardo:
    He viajado a vuelta de la esquina con tu hermoso relato "que tal memoria" mi amigo, la verdad lindos recuerdos claro la primera vez con "niñas" en nuestras aulas. Dios quiera nos volvamos a reunir algún día los "Chiquillos de 72" sería fenomenal, por mi parte yo me encargaria de llevar a nuestro profesor "bigotes" el vive por mi casa en Nuevo Chimbote y parece que el tiempo se a detenido en el, me veo de vez en cuando con Cesar Clavijo Huaraz "Cassius Clay" y también con Armando Crovetto, estaré atento al reencuentro esperado. Un abrazo fuerte mi estimado Escribidor.
    HUGO PISFIL REQUE

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Huguito, eres el segundo Chibolo del '72 que se aparece en este Sábado de Gloria (el primero fue Noel Palacios) Te agradeceré sigas incentivando a los muchachos allá en Chimbote, a lo mejor el milagro se produce!!
      Abrazos,
      Eduardo

      Eliminar
  13. HOLA EDUARDO, ESTOY REALMENTE MUY EMOCIONADA Y RECORDANDO MOMENTOS EN LA CUAL COMPARTIMOS UN AÑO EN LA ESCUELITA, RECORDAR A MIS AMIGAS Y QUE HASTA HOY SOLO ME HE ENCONTRADO A NERY Y EUDOSIA, OJALA PODAMOS REENCONTRARNOS UN GRUPO MAS GRANDE.
    ANA ASMAT RAMIREZ

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Anita, ya son tres los Chibolos del '72 que hoy nos visitan por acá: Tú, Noel Palacios y Hugo Pisfil. Gracias por escribir y por tu permanente apoyo!
      Un abrazo,
      Eduardo

      Eliminar
  14. Hola eduardo, disfrutando una vez mas de tu maravillosa pluma relatando tus vivencias, y poniéndole el toque romántico, y demostrando tu gran corazón a tus amistades que con tus relatos lo tienes a todos en tu memoria.

    Se despide de ti tu amigo Víctor Santana, desde Tampa, Florida, USA.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hey Víctor, muchas gracias hermano. Suerte para ti y los tuyos por Tampa, Florida.
      Un abrazo grande,
      Eduardo

      Eliminar
  15. Dante Lecca Lozano30 de marzo de 2013, 21:29

    Felicitaciones Eduardo por tu relato, siempre leo lo que me envias, sigue enviandolos; creo que juntando todos ellos en algún momento se te puede ocurrir publicarlo en forma de libro pues tienes información muy valiosa que no debe perderse y además la prosa es muy acertada.

    Saludos

    Dante Lecca

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Dante, muchas gracias por escribir. Te deseo éxitos en tu labor en Chimbote. Saludos para la familia.

      Eduardo

      Eliminar
  16. Extraordinaria memoria Eduardo, tambien soy de esa epoca, pero no recuerdo las cosas con tanto detalle.
    Desde Trujillo, saludos y un fuerte abrazo.
    Jorge Baca

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jorge, bienvenido a Confesiones a un Árbol. Gracias por escribir.
      Un abrazo fraterno!
      Eduardo

      Eliminar
  17. Bernardo Cabellos Sabino31 de marzo de 2013, 09:47

    "El gran estilo nace cuando lo bello vence a lo enorme" decía Friedrich Nietzsche, razón no le faltaba, cuando leemos tus relatos y comprobamos con la sencillez de tus palabras envuelves los años idos de infancia y combinas, el deporte, la música, los estudios, la inocencia y pureza del amor. Lo que escribes tiene perfume a éxito, grande Ed. Deseo fervientemente que continúes delitándonos con tu maravillosa prodigiosa pluma.

    Un fuerte y gran abrazo amigo.
    Bernardo Cabellos Sabino

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me has obsequiado un bellísimo comentario, y te lo agradezco de corazón.
      Un abrazo gigante para ti mi querido amigo Bernardo!
      Eduardo

      Eliminar
  18. Hola Chato...
    Yo no soy de los "chibolos del 72", o de la escuela del 21, pero de no haber sido por el terremoto, con seguridad lo hubiera sido, pues estuvimos juntos en la escuelita de San Isidro, con la profesora Eva. Conozco a varios chicos y chicas del relato,... y las cosas que se llega uno a enterar, ahora entiendo porque a una chica de mi barrio, la "molestaban", con un chico del barrio de Balta. Cada narración, tuya, simplemente nos permite ver que crecimos bien, que nuestros padres fueron hombres de bien, que nos educaron bien, que su sencillez económica, quedaba corta ante su honestidad e integridad enorme. Que crecimos felices, que tu relato, simplemente nos hace agradecer a Dios por tanta alegría compartida.

    Un abrazo Chato, un abrazo a todos con los que corrimos y compartimos nuestra historia. Que Dios los bendiga donde estén.
    Koky

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Koky, muchas gracias por escribirnos. Ciertamente nos acompañaste hasta 1970. Fuiste un vecino del barrio y conoces ampliamente al escenario y a las personas con las que crecimos.

      Un abrazo grande para ti, que abarque desde los días en que cantabas El Amor es Triste (1968) hasta el presente, y que así nos encuentre el futuro.
      Eduardo

      Eliminar
  19. NARCISA VÉLEZ OLAZÁBAL31 de marzo de 2013, 16:05



    EDUARDO :

    La infancia, la niñez, una valiosa etapa en la vida del hombre, y porque no decirlo una "ETAPA DE ORO", donde todo queda impregnado en nuestra memoria :
    "LA TRAMA, LOS PERSONAJES Y LA MÚSICA DE AQUEL AÑO PERDURAN INMUNES AL OLVIDO COMO PROTEGIDOS EN UNA SECCIÓN BLINDADA EN MI MEMORIA"
    Hermosos recuerdos : los niños, la educación, el lugar por donde ingresa la superación y el progreso de las familias, FUE MUY LINDA TU NIÑEZ !!!!.

    ¡Qué buen descubrimiento! "La amistad", "La sonrisa", y la "Altura de la falda de una chica", a tus once años ibas por buen camino, el despertar de tu identidad sexual

    Imborrables recuerdos de compañeros del aula, el reconocimiento académico que te hacían al destacarte como un "BUEN ALUMNO", los LOVE AFFAIRE de esos años.

    Tu gran responsabilidad desde tan pequeño de tener que trabajar en el taller de tu padre, y cancelar una cita para disfrutar de un sano esparcimiento.

    El hermoso recuerdo, el paseo a la Fortaleza de Paramonga, reliquia de nuestros antepasados los incas Cultura Mochica- Chimú.

    Todas tus vivencias en esta etapa de tu vida te marcaron para siempre, con una gran base sólida, y consecuentemente el desarrollo de una GRAN IDENTIDAD y PERSONALIDAD.

    A todos los directores que mencionas: La Sra. Ubínica Quiñones, El Sr. Isidro Olivera y Felipe Gonzáles Olivera, mis respetos y saludos a éstos humildes docentes y apóstoles de la educación a quienes recuerdo porque en algún momento de mi vida los atendí cuando concurrían a hacer sus requerimientos a Zona de Educación hoy UGEL.
    mi centro de trabajo en esas épocas.

    BESOS Y ABRAZOS,

    TU AMIGA

    NARCISA VÉLEZ OLAZÁBAL.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Narcisa querida, muchas gracias por escribir... y sobre todo por el excelente análisis psicológico del relato y su autor Jejeje...!! Bromas aparte, aprecio mucho tu amistad y siempre espero con expectativa tus comentarios.

      Un abrazo grande para ti, cariños para la familia,
      Eduardo

      Eliminar
  20. Siempre los recuerdos de estudiantes es una reliquia de añoranzas, son vivencias que tienen una persona que nunca se olvida, de tu relato se nota que lo tienes presente, esto es una alegría, es una nostalgia y es una salud mental por los recuerdos de profesores y compañeros de aulas. Espero que sigas ese camino de comunicación y asi tener seguidores.
    Cuidate y un abrazo.
    Pedro Haro Diaz

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pedrito, gracias por escribir, y estoy disfrutando de tus fotos antiguas que últimamente vienes publicando. Un fuerte abrazo, cariños para la familia!
      Eduardo

      Eliminar
  21. Julio César Sifuentes Arias3 de abril de 2013, 19:55

    En el Perú, durante muchas décadas escuchamos y vimos a Don Humberto Martines Morosini y aplicaba fervor y extraordinaria emoción cuando las selecciones de Perú anotaban y recuerdo una frase EN EL RINCON DE LAS ANIMAS, EDUARDO, apreciado amigo comparo con don Humberto por tu excelente transmisión de emociones y sentimientos y nada dejas ocultos ya que los extraes del rincón de tu alma; porque nos relatas tus recuerdo que son un lujo al leerlos.
    Mi abrazo siempre fraterno para ti y familia.
    Julio César Sifuentes Arias
    Perú

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Otra frase del popular M.M. era: "Aquí no pasa nada, cero a cero el marcador". Pero volviendo a lo nuestro, mi querido Julio César agradezco tus palabras y agradezco tu amistad. Saludos para la familia en Chimbote. Un abrazo grande para ti.
      Eduardo

      Eliminar
  22. HOLA EDUARDO, ME GUSTA MUCHO LO QUE ESTAS HACIENDO RECORDAR MOMENTOS QUE COMPARTIMOS UN AÑO EN LA ESCUELA CON LOS DEMAS COMPAÑEROS Y COMPAÑERAS. ME DARIA MUCHA ALEGRIA QUE PUEDAS COMUNICARTE CON TODA LA PROMOCION.
    SALUDOS A LA DISTANCIA,
    MELCHORA

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Melchora, muchas gracias por escribir. Por favor trata de mantenerte en contacto para seguir sumando e integrar al mayor número posible de integrantes de nuestra promoción. Este es mi correo: edquevedo@yahoo.com
      Un abrazo,
      Eduardo

      Eliminar
  23. Johnny Albrichet Garcia14 de abril de 2013, 06:22

    Hola Eduardo, un interesante escrito de nuestra promoción, y del cual estoy seguro que en algún momento aquellos personajes de este lindo relato nos juntaremos y daremos muchas historias vividas en nuestro salón de clase. Vaya pues nuevamente Eduardo, mis felicitaciones y gratitud por traernos estas bellas añoranzas y como dicen Noel, Hugo, Nery, Ana, Primitiva (no me acostumbro a decirle Eudosia), Laureano, Arcadio, Armando, etc, estos pequeños reencuentros nos dan unos sentimientos encontrados, nos abrazamos fuerte como si no hubiéramos visto a un hermano hace tiempo...

    Imagínate todos, pero sé que lo vamos a lograr.
    Un gran abrazo, cuidate.
    Johnny

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hey Johnny, gracias por escribir y por propiciar esos pequeños reencuentros que estamos seguros, poco a poco, serán la semilla para reencuentros más grandes.

      Tienes razón en cuanto a los nombres. Por ejemplo, a Nery yo todavía la llamo Nery, y se me hace difícil llamarla Teresa.

      Un abrazo hermano,
      Eduardo

      Eliminar
  24. Elmer Alberto Laureano Cornelio26 de julio de 2013, 20:24

    Hola Eduardo, te felicito por todos estos recuerdos que escribes, me siento muy emocionado por todos estos hermosos recuerdos de la Promoción del 72, te diré que al leer lo que tu escribes, al momento de leer me parece como si lo estuviera viviendo recién, por todo eso estoy muy agradecido, ojalá que en algun día no muy lejano Dios nos pueda reunir a todos los chiquillos del 72.

    Te contaré que cuando me encontré con Johnny Albrichet García, nos dimos un abrazo interminable, como si fuéramos hermanos y yo creo que somos más que hermanos todos los de la Promo del 72, porque tú con tus recuerdos nos has hecho sentir así.
    Tu amigo Elmer.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Elmer Alberto Laureano Cornelio26 de julio de 2013, 20:31


      Quiero decirte que yo soy poco de palabras, pero quiero que Dios ilumine más tu memoria y nos hagas sentir como unos chiquillos recordando los tiempos de infancia, verdaderamente te felicito. También debes recordar los campeonatos interescolares cuando jugábamos en la Escuela del Progreso (Niño Dios), cuando la barra de nuestra escuela cantaba “... se va, se va la lancha, mi escuela lleva el timón”, y otros.

      Bueno Eduardo me despido deseandote que te encuentres muy bien en unión de tu hijita y tu esposa; me encanta como canta tu hija y tiene una bonita voz, Dios quiera que siga para adelante porque tiene para mucho más, así mismo tu esposa que toca bien su piano.
      Chau Cuidate.

      Eliminar
    2. Hey Chueco, gracias por escribir hermano. Aprecio infinitamente tus palabras. ¿Sabes? A mi me parece recordar que el '72 tú te sentabas con Johnny para el lado de las ventanas, de ahí que no me extraña que se tengan ese gran cariño. También yo recuerdo el Campeonato a que te refieres, nosotros éramos chatitos (tú, Arcadio, yo, etc) y el equipo del Niño Dios nos dió una goleada, ellos eran más grandes.

      Un abrazo hermano, mantente en contacto.
      Eduardo

      Eliminar
  25. AMIGO EDUARDO TE FELICITO POR ESTE HERMOSO RELATO . SOY DE LA PROMOCIÓN 1974 ESTUDIE CON EL HERMANO DE CLAVIJO ESPECÍFICAMENTE CON ETEL... TAMBIÉN SALIMOS DE NUESTRA RECORDADA ESCUELA Nª3151 . ASÍ QUE TAMBIÉN CARGUE MI CARPETA PARA EL AHORA COLEGIO 89007.. AMIGO TE FELICITO POR ESTE RELATO QUE HACE QUE SE ME VENGA A LA MENTE HERMOSOS RECUERDOS DE AQUELLOS..QUISIERA LOGRAR ADQUIRIR LA RELACIÓN DE LA PROMOCIÓN DEL AÑO 1974 SI TIENES ALGUNA FORMA DE PODER LLEGAR A ELLA SERIA ENCANTADOR UN ABRAZO AMIGO Y QUE SIGAN LOS EXITOS

    ResponderEliminar
  26. EL QUE TE ESCRIBIO TIENE POR NOMBRE CARLOS ALBERTO ASIAN VALLEJOS DE LA PROMOCION 1974 UN ABRAZO AMIGO

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carlos, agradezco tus palabras. Te sugiero que te comuniques conmigo a través de mi correo: edquevedo@yahoo.com

      También me encuentras en Facebook con este nombre: Eduardo Quevedo Serrano

      Creo que puedo ayudarte a ubicar a la gente de la Promoción 1974.
      Un abrazo.
      Eduardo

      Eliminar
  27. Mia Ledezma Carbajal4 de agosto de 2014, 15:41

    Estimado Sr. Eduardo:
    No tengo el gusto de conocerlo, pero déjeme decirle que su relato me llenó de mucha felicidad al deleteitarme con detalle los momentos vividos por mi padre "Dionicio Ledezma, uno de los mayores del salón y también el más brillante" ... gracias porque a través de sus bellas palabras trajo mucha alegría al corazón de mi papá y al de toda mi familia.
    El ahora con sus 57 años recientemente cumplidos (31 de julio), ha recibido a través de éste blog uno de los mas bellos regalos, que es el volver a saber de su promoción de colegio luego de tantos años.
    Dios bendiga a la promoción '72, y permita que se vuelvan a reunir lo mas prontito. Créame que alli estaremos toda la familia Ledezma Carbajal: Dionicio (mi papá), Maria (mi mamá), Carol (mi hermana menor) y yo (el primer fruto del amor de mis padres).
    Gracias infinitas.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimada Mía, vivo en USA y actualmente estoy en Perú. Le escribo desde Trujillo y estaré de vuelta en Chimbote este miércoles 6 de Agosto donde permaneceré hasta el domingo 10 (de agosto) para luego regresar a USA.

      He dejado en Chimbote a una persona coordinando una pequeña reunión de Chibolos del '72, a este punto no conozco la fecha pues está sujeta a las coordinaciones que se puedan hacer, pero la reunión se hará en mi casa antes de mi regreso a USA.

      Dionicio podría contactarse con la página de la Promoción 1972 en caso sea posible su asistencia.

      Un abrazo,
      Eduardo

      Eliminar